Los agricultores, los panaderos artesanos y los chefs especializados en una cocina de producto, cada vez utilizan más los alimentos locales de cultivo sostenible en restaurantes, bares, cafés y en general en el mundo de la hostelería.
Los restaurantes, a través de proveedores locales, muchas veces empiezan a comercializar sus propias salsas (mezclas de especias, mermeladas), botellas (vinos, aceites o vinagres) o conservas y, ponen su propia firma en la etiqueta. Independientemente de la fuente, los restauradores deben investigar las técnicas de producción de alimentos, normas fitosanitarias, los procedimientos de control de calidad y la limpieza y esterilización de los proveedores antes de comprometerse  a comercializar cualquier producto en su local.

 

22_Santo Restaurante_P1060605Los productos locales impresionan a los clientes del restaurante

Muchos restauradores de éxito, siempre buscan la forma de mejorar la experiencia del cliente, ofreciendo productos de granjeros y artesanos locales, ya sea a través de la venta en el mismo restaurante o utilizando estos mismos productos en sus menús.
Es una muy buena oportunidad para facilitar información sobre los alimentos, las granjas y los productos locales de calidad. Es también una manera de crear una relación de confianza y fidelidad entre el restaurador y el cliente, dando valor añadido a la experiencia en el restaurante. La calidad de los alimentos es importante para la salud y la comercialización de los productos utilizados en el menú o carta del restaurante, ayuda a generar confianza de cara a los clientes, quienes comprenderán que se trata de un restaurante especializado, que se preocupa de la materia prima y los productos locales en particular.

 

Se garantizan productos de calidad

Antes de comenzar a vender productos en el restaurante, es de vital importancia investigar acerca de las regulaciones nacionales y locales de seguridad para los productos alimenticios al por menor y sistematizar los acuerdos comerciales con los proveedores mediante la firma de contratos legales que requieren las empresas alimentarias, para cumplir con las normas mínimas de seguridad. Los restauradores pueden también exigir que los proveedores indemnicen a los restaurantes en caso de litigios causados ​​por la manipulación de alimentos inseguros o almacenamiento indebido.

Los restaurantes que buscan productos locales deben seguir ciertos pasos antes de empezar :

– Investigación de mercado para averiguar qué alimentos locales inspiran orgullo y transmiten calidad al consumidor.

– Empezar poco a poco mediante la producción o almacenamiento de cantidades limitadas, porque sólo unos pocos productos tienen éxito suficiente como para extender la marca de un restaurante al sector de Internet y/o a la venta al por menor.

– Los productos más seguros en el mercado son los alimentos secos y conservas, tales como mezclas de especias y mermeladas.

– Un paso importante será llegar a un acuerdo o asociación con algún proveedor local.

 

mermeladasLa oportunidad de hacer una promoción cruzada

La venta de alimentos en los restaurantes ofrece muchos beneficios de promoción, como el aumento de la concienciación por parte de los clientes de la sostenibilidad, la mejora de la marca y la imagen del restaurante. Para el proveedor local, reduce los costes y aumenta la adquisición de nuevos clientes, ya que el producto esta expuesto en el mismo restaurante en el cual entran ya clientes potenciales.
El éxito reside en eligir socios fiables, educar bien a los clientes acerca de los beneficios y la calidad del producto de nuestra firma y promover la fidelidad y la confianza entre productores locales y clientes, a través de la promoción de la herencia gastronómica de la zona.

 

Las estrategias para el éxito en la venta de estos productos

1. Fomentar la fidelidad de los clientes pidiendo comentarios en todas nuestras redes sociales sobre los productos probados.

2. Asegurarse de que los socios promueven la relación comercial a través de sus propias redes sociales o acciones comerciales.

3. Trabajar un diseño atractivo. Además de mantener la exposición, los alimentos deben estar impecables, sin polvo y resaltados con la iluminación adecuada.

4. El embalaje debe ser profesional y atractivo, aunque simple.

5. Incluir la información nutricional detallada, que va más allá de la simple enumeración de los ingredientes.

6. Realizar junto a los productores en el restaurante, actos de promoción del producto entre nuestros clientes.

7. Aprovechar el turismo local mediante la asociación con operadores turísticos, cámaras de comercio y organizaciones cívicas para promover los productos y cultura locales.

8. Los consumidores exigen que los alimentos que consumen estén libres de contaminantes, productos químicos o conservantes excesivos. Así que, informar de que todos los productos cumplen con estos requisitos, tendría que ser una máxima.

9. La comercialización de productos a través de programas de fidelización al restaurante es una buena manera de dar a conocerlos y conseguir que los clientes lean más exhaustivamente acerca de los productos básicos de la herencia e historia de la producción de alimentos locales.

 

A través de una buena campaña de marketing, una buena comunicación de los beneficios del producto y su calidad, el boca oreja, la venta por internet, la fidelización del cliente y las acciones comerciales, nos aseguraremos el éxito al vender productos en el restaurante.

Be sociable!